El piano en el cine: Grand Piano

El piano es un instrumento que siempre se ha encontrado en el cine. Esta afirmación ciertamente es algo ambigua porque podemos referirnos a la música de piano en la banda sonora de la película o a un piano en sí como elemento que acompaña al protagonista en el desarrollo de la historia. La segunda opción es la que queremos tratar aquí para que veamos, cuanto de sí puede dar esta herramienta ante la trama. “El piano en el cine” se podría abrir como una sección especial donde diéramos un repaso a las películas en las que interviene un piano (como elemento narrativo principal y no secundario, por supuesto) es decir, el instrumento como parte clave de la trama hasta el punto de que sin él, nada sería lo mismo.

La cinta “Grand Piano” es la que abre nuestro ciclo más que nada porque en su hilo argumental, el piano aparece como un “actor” más de la película, alguien (algo) sin el cual, no podríamos terminar de entender en qué consiste la historia o por qué se ha desarrollado de esa manera. Dirigida por el español Eugenio Mira, el largometraje se estreno el año pasado (2013) y contó con dos nominaciones a los Goya.

Pelicula-Grand-Piano

¿Cual es el papel del piano en la película “Grand Piano”?

Mucho podríamos decir de la película “Grand Piano” referido a su director, el montaje o los protagonistas pero a nosotros lo que nos interesa realmente es la función del piano en la trama. En un principio puede resultar bastante sencillo, ya que le personaje principal es un joven pianista bastante virtuoso reconocido en todo el mundo. El largometraje, desarrollado en clave de thiller, cuenta la historia de este mismo pianista que está obligado a hacer un concierto “perfecto” o sino, un francotirador le volará la cabeza.

La tensión se respira en el ambiente y la agonía del pianista es cada vez más fuerte hasta el punto de que el propio espectador puede olerla junto a él. El piano en este caso es una herramienta fundamental, ya que provoca esa tensión de que nada puede fallar o alguien morirá por otro lado, el concierto que da el pianista es básicamente el escenario general de la cinta y en este, las teclas del piano se mueven haciendo una música directa y por supuesto, perfecta.

Grand Piano tiene el piano como un personaje más de una historia de suspense en la que su participación no solo es esencial sino que parece que el guión se ha escrito expresamente para la herramienta y que el resto de personas (protagonista incluido) funcionan como  una parte más del decorado. La tensión que aquí vemos no sería la misma sin esa música y sin esas teclas tocadas con sorprendente precisión.

Durante hora y media de película estamos “disfrutando” de un concierto que en realidad, necesitamos que termine pero deseamos ver el final lo más tarde posible. “Grand Piano” no trata al instrumento como un elemento que acompaña al protagonista sino que hace que en este caso, el propio protagonista sea esclavo de su propio piano. Destreza, sabiduría y precisión para demostrar a alguien que eres el mejor y mereces seguir con vida.

No Responses to “El piano en el cine: Grand Piano”

Leave a Reply

Your email address will not be published.